¿Que hacer cuando se rompe un diente?

Durante la infancia y la adolescencia los dientes máss propensos a recibir un golpe, suelen ser los incisivos y los caninos. Ja sea haciendo deporte, jugando en el patio de la escuela, en la piscina, patinando o por caídas en bicicleta. Los molares se suelen fracturar, en la caídas en las que aterrizamos con la barbilla al caer.

En el caso de un traumatismo dental, debes ir al dentista para que pueda valorar el alcance y gravedad de la lesión, así como el tratamiento más adecuado en cada caso. Trás el golpe, aconsejamos tomar una dieta blanda y una buena higiene oral.

Tanto si es un diente de leche como uno permanente, se pueden dar tres situaciones:

1.- Contusión: Aunque el diente no se rompa, puede haber dolor y cambio de color. Si se oscurece, quiere decir que el nervio está afectado. No haremos nada mientras no aparezca el dolor o un flemón, salvo recomendar una dieta blanda y un cuidado especial. En nuestra clínica dental haremos controles periódicos, en función del caso.
2.- Se rompe un trozo de diente: si es pequeño y el nervio no está expuesto, lo buscamos y lo ponemos en suero fisiológica, bajo la lengua en la propia saliva o en un recipiente con leche, para que no se deshidrate. Si no pasan más de 8 horas, lo podemos adherir directamente al diente natural.
3.- Afectación del nervio: si vienes durante las tres o cuatro primeras hors, con tu trozo de diente, se puede intentar proteger el nervio y reconstruir tu diente. Si pasan muchas horas o días es más probable que haya infección del nervio por contaminación bacteriana.

El diente afectado puede perder su vitalidad a causa de la rotura del paquete vascular y nervioso, que están dentro de la raíz dental. Esta afectación puede producir una inflamación o bien una infección que a la larga genera un absceso, que si no se trata conlleva la pérdida dental.

También podemos ayudar al proceso con homeopatía. En este caso:

Siempre daremos Arnica 7 CH, 3 gránulos cada dos horas. Hasta que cese la inflamación y el dolor.
Si el diente se mueve, daremos Rhustox 9 CH, 3 gránulos, 3 veces al día.
Si el nervio está expuesto, y para evitar su infección, daremos Ferrum phosphoricum 7 CH, 3 gránulos, 3 veces al día.
Si también hay heridas en el labio y encías, daremos Staphisagria 9 CH, 3 gránulos, 3 veces al día.